Notxor tiene un blog

Defenestrando la vida

Utilizando Telegram para comentarios del blog

2020-03-08

Desde finales de diciembre pasado vengo experimentando con un grupo reducido de seguidores en Telegram y parece que está funcionando correctamente. Al principio no me cuadraba mucho utilizar una red de mensajería instantánea para comentarios de un blog, pero había visto a varios blogs y podcasts hacerlo y me decidí a probarlo. Al principio como un experimento a ver qué tal funcionaba la idea, pero después de dos meses de uso la experiencia ha sido positiva y me he decidido a hacerle publicidad.

Puesto que los comentarios en el blog los tuve que cancelar debido a ataques continuados de intentos de inyección de SQL o de inyección de código PHP. Los comentarios no utilizaban SQL así que esos ataques no me preocupaban en absoluto, sin embargo sí utilizaban PHP, por lo que esos ataques sí eran más peligrosos. Por fortuna, ninguno de ellos estaba dirigido con la suficiente diligencia como para tener éxito: parecían ataques de bots que van probando diferentes ataques conocidos para encontrar sitios desprotegidos.

Al final, el caso es que, cerré los comentarios. No los usaba mucha gente, a lo sumo había uno o dos comentarios. Curiosamente, al desplazarme hacia las redes he visto que a la gente, los posibles lectores del blog, les da menos «fatiga» el comentar por Mastodon o por Diaspora, y desde hace dos meses por Telegram.

No soy un defensor de Telegram, ni pienso que sea una red libre, soy consciente que la «parte servidor» del programa es propietaria. Sin embargo, la parte cliente es libre y por eso hay aplicación nativa para Ubuntu Touch que es el sistema operativo que uso en el móvil. Como digo, soy consciente que no es libre, ni siquiera de fuente abierta pero he decidido utilizarlo. Además, reflexionando sobre estas cosas de las libertades y las redes he llegado a más conclusiones que, ya puestos, quiero contar.

Siempre escribo los artículos casi convencido de que nadie lo leerá, mi sorpresa es cuando obtengo feedback de las redes. Eso me está ocurriendo, tanto en Mastodon como en Telegram y no tanto en Diaspora. He de decir que tampoco estoy percibiendo Mastodon como una red libre (o tan libre) como muchos piensan.

Me explico.

Como algunos sabréis desde hace algún tiempo cambié de nodo y me fui al mastodon.madrid de nuestro amigo Fanta. Era un nodo pequeño y recién creado. Además, recién llegado a dicho nodo Fanta me pidió y me convenció (tampoco le costó excesivo trabajo) para ser moderador del nodo. Lo hice en medio de una de las últimas avalanchas y era también una forma de descargar el saturado nodo de mastodon.social.

El caso es que no sé muy bien cómo, ─yo supongo que sería por llamar la atención a algún tuitero revenío sobre alguna falta de respeto─, el caso es que me reportaron por «intransigente». Y también supongo, que con el exceso de trabajo de esos días o que directamente el administrador del nodo no habla español y los ayudantes vete a saber, el caso es que coló y estoy bloqueado en mastodon.social. El problema viene de que había hecho una migración desde ahí a mastodon.social y no sólo me bloquearon la cuenta de .social sino que también afecta dicho bloqueo a la cuenta de .madrid. Algunos lectores del blog se han quejado de que no me leen por Mastodon, así que tenía que explicar por qué.

Como decía, esta experiencia me ha hecho reflexionar sobre la libertad de las redes libres, porque al final dicha libertad se basa en el criterio de administradores y moderadores de los nodos. El caso es que cuando bloqueas a un usuario, no hay sitio para la defensa, ese usuario no puede defenderse si lo bloqueas, ni siquiera hay modo de escuchar su queja: está bloqueado. Según explican se puede ir a otro sitio o utilizar otro nick y abrirse otra cuenta en cualquier otro nodo. Pero algunas veces no es tan fácil cuando llevas años en el fediverso desde antes que existiera el propio Mastodon con un nick que se ha convertido en tú mismo: ¿le están negando la identidad a los usuarios? ¿Deben renunciar a ellos mismos por una decisión de un tercero tomada demasiado a la ligera?

Desde mi punto de vista de moderador de un nodo (aunque no da demasiado trabajo) soy consciente de lo que puede conllevar una decisión de este tipo. Además tomada en un nodo grande, donde está una gran parte de usuarios de la red.

El tamaño del nodo es también relevante, cuanto más grande (en número de cuentas) sea un nodo, a más gente estás privando del acceso a otra cuenta...

La conclusión es que el fediverso sólo puede ser libre si es verdaderamente descentralizado, si los nodos son pequeños y autogestionados por grupos de usuarios comprometidos con esa libertad. Cuando el tamaño de un nodo se desmadra es difícil administrarlo de manera justa para todos. Desde luego, en el caso de que se produzca un bloqueo, afectará a un número reducido de cuentas entre todo el fediverso, por lo que una decisión de ese tipo no es tan lesiva para los usuarios; sin embargo, en nodos mastodónticos esas decisiones serán verdaderamente lesivas para el usuario y por tanto más injustas que en una verdadera red descentralizada.

Salir de redes sociales centralizadas por diseño, para caer en una red social centralizada de facto no tiene nada de «liberación», sigues estando en una red centralizada. O peor, porque tienes la sensación de estar en una red libre, cuando no lo es: pertenece a un administrador, que además no cuenta con los recursos necesarios para gestionarla decentemente.

Por todo ello, no me parece un retroceso utilizar una red centralizada como Telegram para gestionar comentarios de mi blog: soy consciente que no es una red libre, que es software propietario, que debería darme tanta urticaria como me da el güasás, pero es una elección mía y que creo válida. Mastodon me ha cerrado la puerta él solo; en Diaspora* la interacción es casi marginal, sólo por número de usuarios; me queda, curiosamente, el uso de una aplicación propietaria para abrir la posibilidad de interacción libre.

Categoría: blog redes-sociales

Comentarios

Debido a algunos ataques mailintencionados a través de la herramienta de comentarios, he decidido no proporcionar dicha opción en el Blog. Si alguien quiere comentar algo, me puede encontrar en Mastodon y en Diaspora con el nick de Notxor.

También se ha abierto un grupo en Telegram, para usuarios de esa red.

Disculpen las molestias.